La alergia alimentaria es una reacción descontrolada del sistema inmunológico a un alimento, bebida láctea o frutas. El paciente suele presentar comezón, enrojecimiento y shock anafiláctico en casos más graves. Afortunadamente, existen tratamientos médicos que sirven para tratar y curar la alergia alimentaria. Descubre a continuación cuáles son.

¿Cómo tratar y curar la alergia alimentaria?

El único tratamiento de la alergia alimentaria consiste en eliminar de la dieta el alimento que causa la reacción. Sin embargo, existen algunas medidas que ayudan a reducir los molestos síntomas que esta provoca. Entre los más recomendados por la comunidad médica se encuentran:

Cómo tratar la alergia alimentaria

  • Consumo de medicinas antihistamínicas, encargadas de suprimir los efectos de la histamina en el organismo, como la comezón. Entre estos se destaca Loratadina, Cetirizina, Fexofenadina, entre otros.
  • El uso de corticoesteroides orales, inyectados o de uso tópico. Estos reducen la inflamación causada por las distintas reacciones en el organismo.
  • En casos agudos y graves se administra una inyección de epinefrina. Esta debe colocarse intramuscular.

El uso de estos tratamientos solo reduce los síntomas causados por las reacciones alérgicas a los alimentos. En cualquiera de los casos, los fármacos recomendados por un profesional, son los ideales para llevar un estilo de vida normal.

Tratamientos experimentales para curar la alergia alimentaria

En años recientes se está aplicando distintas técnicas que ayudan a curar la alergia alimentaria. Aunque siguen siendo experimentales, son diversos los beneficios que han reportado en quienes las han empleado como medida para reducir la afección. Entre las terapias más buscadas se encuentran:

Tratamientos experimentales para curar la alergia alimentaria

Terapia de tolerancia oral

Se conoce como inducción de tolerancia oral específica. Consiste en administrar pequeñas cantidades del alimento bajo supervisión médica. Luego se aumenta la dosis de forma progresiva hasta que el paciente logre tolerar el alimento acorde a su edad. Este tratamiento tiene como objetivo evitar las reacciones alérgicas severas a sustancias o alimentos alérgenos.

Cada pequeña dosis actúa como una vacuna  oral, acostumbrando el cuerpo al alimento, para mejorar la calidad de vida. El organismo puede durar hasta doce meses en reducir la intensidad de las reacciones o generar una respuesta menos agresiva. Es una terapia eficaz que requiere de paciencia y constancia.

Terapia con antiinmunoglobulina E

Esta es una terapia que consiste en la administración de medicamentos que inhiben la respuesta del organismo a la producción de anticuerpos. Aunque ciertos profesionales apuestan por esta técnica, aún sigue siendo experimental, por lo que carece de respaldo científico. Por tal razón, no se considera segura para ser aplicada en pacientes con alergias severas.

Exposición temprana

Es recomendada para niños con alto riesgo de desarrollar alergia alimentaria. Esta técnica consiste en exponer al menor a alimentos alérgeno. Desde los 6 meses se introduce, bajo vigilancia médica, alimentos con huevo, maní o leche de vaca. Esto ayuda al organismo a desarrollar un sistema de defensas que impide la aparición de una reacción alérgica en el futuro. 

En conclusión, tratar y curar la alergia alimentaria, es posible con los medicamentos y técnicas disponibles. Se recomienda llevar el proceso bajo supervisión médica para evitar consecuencias fatales. Lo ideal es acostumbrar al cuerpo para evitar reacciones severas en caso de ingestión accidental.

Mas información: